miércoles, 26 de noviembre de 2014

El Barcelona se jugará el primer puesto del grupo ante el PSG en el Camp Nou

Leo Messi, el hombre récord  
Apoel Nicosia  0 – FC Barcelona 4

25-11-2014/Fase de Grupos/ Champions League



Leo Messi superó a Raúl como máximo goleador histórico de la Champions League con un nuevo hat-trick y suma ya 74 goles.

Luis Suárez abrió el marcador y se sacude la presión del gol.  


El FC Barcelona ha goleado al Apoel de Nicosia en Chipre por 0 a 4, pero no ha podido asegurar la primera posición de su grupo, ya que el PSG ha hecho lo propio en París ante el Ajax. Los hombres de Luis Enrique se jugarán la primera posición en el Camp Nou frente al equipo francés en la última jornada de la fase de grupos de la Champions League.

El partido de Chipre tenía muchos alicientes. Con un Barcelona ya clasificado para octavos de final, había que ganar sí o sí buscando la primera plaza, pero las miradas estaban puestas en otros temas.  El récord de Leo Messi, la sequía de Luis Suárez y de Pedro, Rafinha titular en competición europea, Mascherano en el centro del campo, etc.


Pero comencemos por lo importante, el partido y los tres puntos logrados. La goleada en la Liga BBVA ante el Sevilla parece haber dado aire al equipo. Los jugadores se sienten más cómodos y parece que la idea futbolística de acaparar la posesión vuelve, ya que en anteriores encuentros, habíamos visto a un Barcelona irreconocible. Pero en Chipre, no fue el caso.

Luis Suárez ya marca
El conjunto blaugrana salió al campo sabiendo lo que tenía que hacer. Tocar y tocar el balón hasta encontrar la oportunidad. Dominar el juego y encerrar a un débil rival. Ocasión tras ocasión. El Apoel no pasaba de su campo y el Barcelona dominaba a placer. Solo faltaba el gol. Luis Suárez y Messi lo intentaron varias veces, pero se encontraron con un acertado Urko Pardo.

Finalmente, en el minuto 27,  el delantero uruguayo, tras un espectacular regate, definió ante el guardameta local abriendo el marcador. Suárez lograba así su primer gol oficial con la camiseta azulgrana y se sacudía la presión de no marcar con el Barcelona.

Luis Suárez: "No tenía ansiedad por marcar"

El Barcelona había logrado lo más difícil, abrir la lata. Luis Enrique, que diseñó un once bastante peculiar, sabía la forma en la que su equipo debía manejar el partido. Esta vez sí, Suárez jugó de delantero centro, fijando a los dos centrales. Bartra y Piqué estuvieron muy seguros en línea defensiva, aunque el rival poco inquietaba.

Otra de las grandes novedades, fue la posición de Mascherano como pivote defensivo. Y es que el argentino se desenvuelve como un pez en el agua en ese rol. Partido perfecto para “el jefecito”. Rafinha también hizo acto de presencia en la alineación titular. Y el joven canterano, a pesar de ser expulsado por doble amarilla en la segunda parte, cuajó una gran actuación junto a Rakitic. Además, Ter Stegen solventó de manera excepcional el poco trabajo que tuvo.

Luis Enrique: “Me quedo con una impresión maravillosa de lo que ha sido el equipo”.

El técnico asturiano también dio la oportunidad a Pedro, ya que el 7 no atraviesa un buen momento, pero el canario sigue sin acierto de cara a puerta. Aunque en el encuentro de ayer, se le vio con más movilidad y mucho más activo.

Messi, el hombre récord
Con el 0-1, Messi también quería ser protagonista de la noche. Y lo fue. Después de superar el récord de Zarra como máximo goleador de la Liga española, el 10 del Barcelona quería más. Y a  tiro tenía a Raúl. Y lo batió. Un disparo de Rafinha desde la frontal, era desviado intencionadamente por el argentino a la red. Un gol a lo Raúl. Messi marcaba y se convertía en el máximo goleador histórico de la Champions League.

Leo Messi: " Estoy feliz por superar el récord de goles de la Champions de un jugador fenomenal como Raúl”.

Pero la cosa no quedó aquí. Messi está con hambre. A pesar de que muchos no le den ni opciones para el Balón de Oro, el argentino, a pesar de no llevar una de sus mejores campañas, está en unas cifras goleadores inalcanzables para el resto. Y es que Leo nos tiene muy mal acostumbrados. Una mala temporada suya, es la mejor de otros.

Messi lograría de nuevo otro hat-trick. Otro más después del conseguido ante el Sevilla en la pasada jornada de la Liga BBVA. El argentino establecía así el récord en 74 goles. Aunque al ayer capitán del Barcelona, el registro le importó menos que los tres puntos conseguidos ante el Apoel. El Barcelona parece que despierta, aunque como bien dice Luis Enrique, la temporada es muy larga y los malos momentos siempre aparecen.



Goles:
0-1   Luis Suárez (min. 27), 0-2 Messi (min. 38), 0-3 Messi (min. 57), 0-4 Messi (min. 87).
    
Mis notas (0 a 4):

APOEL: Urko Pardo 2; Antoniades 1, Guilherme 0, Carlao 1, Mário Sérgio 1; Gomes 1, Vinicius 1, Morais 1, Aloneftis 1; Sheridan 1 y Manduca 2.

Djebbour 1, Efrem 1, De Vincenti -.

BARCELONA: Ter Stegen 2; Alvés 2, Piqué 2, Bartra 2, Jordi Alba 2; Mascherano 3, Rafinha 2, Rakitic 2; Pedro 1, Luis Suárez 2, Messi 3.

Adriano 1, Xavi 2, Busquets -.

No hay comentarios:

Publicar un comentario